Android es victima del 98% de las aplicaciones maliciosas en móviles

Android es victima del 98% de las aplicaciones maliciosas en móviles

Compartir

El reciente estudio de Kaspersky Lab indica que cerca del 98% de aplicaciones maliciosas desarrolladas para plataformas móviles tienen como destino el sistema operativo Android.

Android cuenta con una participación en el mercado global de smartphone y tabletas de cerca del 70% debido a su naturaleza de código abierto y robustez en su kit de desarrollo para los programadores. Para los fabricantes es un ahorro en costos de manufactura el incorporar Android en sus dispositivos sin siquiera incurrir en enormes gastos para desarrollar plataformas personalizadas.

Kaspersky Lab ha indicado que ya son más de 10 millones las aplicaciones detectadas con código malicioso que tienen como destino el sistema Android, los principales tipos de virus que afectan la plataforma son los virus troyanos por SMS, módulos de publicidad y exploits para tomar el control del dispositivo.

image002
Distribución de malware móvil por plataforma
Imagen: Kaspersky Lab

En la mayoría de los casos, los programas maliciosos tienen como objetivo robar la información financiera del usuario. Este fue el caso, por ejemplo, de la versión móvil de Carberp, un troyano que se originó en Rusia. Este archivo malicioso roba las credenciales del usuario que se envían al servidor del banco. Según los analistas de Kaspersky Lab, la mayoría de estas aplicaciones maliciosas para Android se desarrollan en Rusia.

La empresa de seguridad informática también sugiere algunas recomendaciones para tener en cuenta a la hora de proteger las cuentas de dispositivos móviles:

  • No activar “Opciones del desarrollador” en el dispositivo
  • No activar la opción “Instalar aplicaciones de terceros”
  • Instalar únicamente aplicaciones procedentes de las tiendas oficiales
  • Al instalar nuevas aplicaciones, comprobar los derechos que solicitan
  • Utilizar un software de seguridad en los dispositivos móviles

Comentarios

comentarios

Compartir